La evaluación en escuela en casa

La evaluación en la educación en el hogar se lleva a cabo por el instructor a cargo. En la mayoría de los casos esto significa los padres! En esta situación calificar puede resultar un poco complicado, porque puede ser un tanto difícil calificar a su propio niño. No hay punto de referencia contra el cual se pueda evaluar el desempeño de sus hijos. En la mayoría de los casos no se tiene ninguna conciencia de que tan bien los otros niños lo están haciendo. Así que obviamente, el método tradicional de calificación no es quizá el mejor método a seguir.

Al evaluar a un niño bajo el sistema de educación en el hogar, es más importante evaluar si el niño ha entendido el tema que se está enseñando. Ello supone el hecho de que si el niño no ha entendido algo, usted lo revisará otra vez con él.

Esto funciona a favor de su hijo de 2 maneras. En primer lugar, el niño sabe que si él o ella no captan la materia, el tema se repetirá hasta que se domine.

En segundo lugar, el niño también sabe que una vez que el tema ha sido dominado, él o ella recibirá todo el crédito por su duro trabajo. Una buena recompensa para el arduo trabajo realizado es un factor de motivación, especialmente para los niños.

Cuando clasifique las habilidades de su hijo, no permita que las emociones saturen su razón. No ceda a los gritos y pataleos de su niño si él o ella resisten a ciertos temas o materias. Si el dominio de estas habilidades es necesario, usted, como el profesor (y no como padres solamente) tienen que revisar el tema una y otra vez hasta que sea bien entendido. Cuando se trata de conceptos más difíciles el niño puede ponerse inquieto e incluso puede mostrar frustración o beligerancia.

Cuando el niño es todavía joven e incapaz de comprender la importancia de sus lecciones, es su responsabilidad velar por que el niño desarrolle el conjunto de habilidades necesarias para su futuro crecimiento.

Si usted pertenece a un estado que requiere pruebas anuales, esto le ayudará a juzgar la capacidad de su niño con relación a sus compañeros.

Incluso si no es obligatorio, usted puede querer poner exámenes a su niño cada año. Estas pruebas revelan las variaciones en el patrón de aprendizaje del niño. Esto puede revelar áreas fuertes y áreas débiles hasta ahora desconocidas. Esto le permitirá estructurar su enseñanza para cubrir las áreas que son débiles, y desarrollar las áreas que son fuertes.

En caso de que su estado requiera una tarjeta de informe de escuela en casa, lleve un registro de la evolución anual y las calificaciones de su hijo, guarde un registro del desarrollo anual y puntajes de su niño. Incluya en el informe áreas pertinentes como la puntualidad, disciplina etc.

También puede ser necesario mantener un registro del número de días de trabajo y los horarios de asistencia.

Cuando califique a su niño, asegúrese que usted usa tantas pruebas externas como sea posible. Hay varios sitios web que tratan con varias categorías de edad, y permiten descargar gratis cuestionarios de preguntas.

Esto es un método excelente y rentable de evaluar a su niño. Si se hace la evaluación de escuela en casa de manera apropiada, incrementará la confianza del niño, porque él estudiará para satisfacer su curiosidad natural, no por la amenaza de reprobar y esto ayuda al conocimiento de largo plazo. Las calificaciones reflejan por lo tanto, cuanto se ha comprendido, pero tienen que ser vistas como simple evaluación para saber que se debe reforzar, y no ser vista como ese suceso amenazante al que todo alumno en la escuela regular teme.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on TumblrShare on Google+Share on Reddit
Publicado en: Consideraciones Etiquetado con:

Share Buttons